Logran recuperar miles de fotos en móviles vendidos de segunda mano

Logran recuperar miles de fotos en móviles vendidos de segunda mano

En el sector de los smartphones el tiempo pasa volando y en apenas unos meses un móvil prácticamente nuevo y que funciona a la perfección puede haberse convertido en algo anticuado en comparación con los nuevos modelos que conocemos prácticamente cada mes. Esto hace que el mercado de terminales de segunda mano sea uno de los más movidos de internet.

De hecho, en este instante, en la web de compraventa entre particulares Ebay hay más de 13.500 terminales a la venta, una cifra que se espera que aumente en los meses de otoño si finalmente Apple desvela el cada vez más rumoreado iPhone 6. En el mes de septiembre de 2013, justo antes de que los de Cupertino presentasen sus dos últimos teléfonos, se llegaron a vender hasta cinco unidades a la hora del iPhone, anterior.

Con tantos usuarios vendiendo sus móviles de segunda mano, el eliminado de información de los terminales debería ser la norma, pero no parece que ese sea el caso, o al menos, no se hace con las suficientes garantías. El simple reseteado y restablecimiento de los valores de fábrica puede no ser suficiente si el comprador pone todo su empeño en destripar los datos de su anterior dueño.

 

Veinte móviles, miles de fotos

Eso es lo que cuenta un estudio, elaborado por una marca de seguridad informática, que decidió comprobar como de concienzudos somos al borrar nuestra información del teléfono antes de venderlo. Para ello, compró al azar veinte terminales en Ebay (todos con Android como sistema operativo) y utilizaron un software de recuperación al alcance de cualquiera para tratar de restaurar datos borrados por los vendedores.

 

imagen-sin-titulo1234

La cantidad de información que consiguieron recuperar es preocupante: más de 40.000 fotos, entre ellas más de 1.500 en las que aparecían niños, más de 750 de mujeres con poca o ninguna ropa, y 250 de hombres también desnudos o semidesnudos. Se trata de imagenes que claramente no estaban destinadas a ojos indiscretos.

Pero además, lograron rescatar más de mil búsquedas en Google, 750 emails y mensajes de texto y unos 250 contactos con su nombre y dirección de email. Con toda esta información, pudieron determinar la identidad de los anteriores propietarios de cuatro de los teléfonos.

 

Encriptar antes de borrar

Lo cierto es que cuando borramos un archivo (o toda una carpeta) del móvil, lo que hacemos en realidad no es borrar ese archivo, sino la ruta que lleva hasta él. Y puesto que los datos siguen estando ahí, hay programas que pueden reconstruir la información eliminada y llegar hasta el archivo. Esto es así porque borrar de forma definitiva esos datos llevaría mucho tiempo y haría que las memorias tuviesen menos vida útil.

En vez de eso, los datos son reescritos con nueva información al seguir utilizando el teléfono y así es como termina de ser inaccesibles. Cuando borramos los datos y luego vendemos el móvil, no hay reescritura y los datos quedan al alcance de quien tenga suficiente interés por rescatarlos.

Pero hay una forma sencilla si tenemos un Android de hacer esos datos más difíciles de recuperar, y está dentro de las propias opciones que da Android. Se trata de encriptar los datos antes de borrarlos. Esta opción se puede encontrar en Ajustes/Seguridad/Crifrar dispositivo. Requiere cierto tiempo para llevar a cabo el cifrado, pero una vez completado, restablecer los valores de fábrica es más efectivo. Esto es así porque el teléfono eliminará la clave que utilizó para encriptar los datos, de forma que son más complicados de desentrañar.



¿Necesitas más información sobre nuestros servicios?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies